Viajes

UN CHIRINGUITO CON HOTEL, UN HOTEL CON CHIRINGUITO

No existe verano sin chiringuito, al menos no debería. Hace unas semanas viajamos a la ciudad de Marbella para conocer el hotel Fuerte Marbella, uno de los más emblemáticos de la ciudad inaugurado allá por el verano de 1957. Por el pasaron personalidades tan dispares como Walt Disney o Lola Flores en busca de calma. El hotel ubicado a pocos metros del casco antiguo de la ciudad, muy cerca de Puerto Banús y con vistas al mar se convierte en un lugar perfecto para disfrutar de unos días de desconexión en la costa malagueña. Sin duda, su jardín en el que pudimos descubrir los restos de El Fuerte de San Luis, quien da nombre a la propia compañía hotelera, es un lugar estupendo para leer, relajarse y escuchar el sonido del mar.

El jardín principal del hotel Fuerte Marbella, con espectaculares vistas al mar

A un hotel uno no sólo va a dormir. El Fuerte Marbella demuestra que a un hotel también se va a comer. ¿Lo que más nos gustó? Su chiringuito (de ahí el título del ‘post’). Ubicado a pocos metros del hotel y frente al mar, SOLEO Marbella, se convierte en un lugar idóneo para disfrutar de una impresionante puesta de sol y de lo mejor de la gastronomía local. Velas para cubrirse del sol, telas marineras en tonos blancos y rojos, mesas de madera, sillas de diseño y vajillas pensadas al milímetro. El restaurante abierto también a clientes no alojados, está decorado en clave ‘mediterránea’ por la interiorista Isabel López Vilalta y se ha convertido en uno de los lugares más concurridos de la ciudad malagueña para una comida entre amigos después de una jornada de playa o para disfrutar de una larga cena a la caída del sol.

Las vistas desde Soleo Marbella, el chiringuito de Fuerte Marbella

“Imagínate sentado cómodamente, sintiendo la brisa suavemente en la cara. Respira hondo. Huele a mar. Escucha el sonido de las olas mezclado con una música ambiente que te envuelve. Abre tu boca y degusta ese sabor mediterráneo con un toque diferente”, así se definen desde el restaurante y así nos sentimos nada más pisarlo. ¿Qué nos pedimos? Para la cena disfrutamos de las clásicas frituras malagueñas (boquerón, cazón, chopitos y calamar) y de su pescado fresco del día (importante escuchar a sus camareros, ellos recomiendan a la perfección). Para la comida, nada mejor que su arroz caldoso de bogavante maridado con uno de los “vinazos” locales que aparecen en su amplia y cuidada carta de vinos.

Una de las mesas del restaurante ‘Pinetreeclub’, ubicado en el jardín del hotel

De vuelta al hotel la oferta de ocio para el alojado es muy completa. ¿Bañarse en una de sus dos piscinas (una de ellas cubierta)? ¿Disfrutar de un cóctel en una de sus camas Balinesas? ¿Relajarse en el Spa by Germaine de Capuccini, situado a pocos metros? La oferta es muy amplia y los días muy largos, así que pudimos probar muchos de los planes que el hotel propone para sus clientes, incluido su ‘Servicio Exclusive’, que permite disfrutar de una estancia mucho más exclusiva y completa (como su solarium reservado con servicio de snacks y bebidas) . ¿Más rincones del hotel donde disfrutar de la gastronomía? Probamos también su restaurante ‘Pinetreeclub’, ubicado en el jardín principal del hotel, un lugar estupendo para disfrutar de una carta mucho más relajada en la que el cliente podrá encontrar numerosos entrantes, tablas para compartir, sándwiches, ensaladas, hamburguesas o arroces y pastas. Es el clásico ‘bar del hotel’ convertido en un espacio muy agradable y en el que se cuidan todos y cada uno de los detalles.

Una de las piscinas del hotel, perfecta para disfrutar del sol de Marbella

Y otro de los grandes placeres de la vida en los hoteles es, sin duda, la hora del desayuno. En Fuerte Marbella el desayuno es sagrado, el horario flexible y la oferta de producto muy amplia. A través de su ‘Servicio Exclusive’ pudimos disfrutar de un desayuno con vistas al mar, en la terraza ajardinada del hotel, lugar reservado para los clientes que hacen uso de este servicio exclusivo. Y si tuviéramos que destacar una última cosa antes de terminar debería ser la atención de cada uno de los trabajadores que conforman el ‘staff’ del hotel, su sonrisa (tan necesaria en el sector de la hostelería) no se borró de sus caras durante todo el fin de semana.

HOTEL FUERTE MARBELLA

Calle El Fuerte s/n (29602)

Marbella (Málaga)

Tel: (+34) 952 86 15 00

 

Entrada Anterior

Sin Comentarios

Responder

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies