Sin categoría

En PONCELET ¡Nos la dieron con queso!

En nuestro manifesto #quenomeladenconqueso que lanzamos al inicio de este proyecto remarcábamos que el nombre del blog había sido elegido por que “no nos gustaba el queso”, así de simple. Pero caminando, hace unos días,  por la madrileña calle de José Abascal nos encontramos con PONCELET CHEESE BAR. Sabemos que muchos de los lectores de #quenomeladenconqueso son adictos al queso y por eso hoy os invitamos a descubrir este local que se ha convertido en el punto de encuentro de los aficionados a este producto. Además este gastroproyecto, que arrancó en 2011, cuenta con una biblioteca y un centro de divulgación de la cultura del queso, con catas y mil presentaciones de producto. Pero dejando un poco de lado el queso, que sabéis no nos entusiasma demasiado, queremos destacar el increíble interiorismo que, repartido en dos plantas y con más de 700 metros cuadrados, mezcla elementos contemporáneos con otros inspirados en la naturaleza. Nos alucinó su jardín vertical interior, el primero en Madrid. Si te gusta el queso y los interiorismos 10 no te pierdas el cuestionario #quenomeladenconqueso que hoy responde el equipo de PONCELET CHEESE BAR. ¡Hoy sí nos la dan con queso!

Chesse Bar.Foto-P.Caprile-4220

-¿Cuándo nace PONCELET CHEESE BAR? ¿Quiénes son sus creadores, el alma del proyecto? Poncelet Cheese Bar nace en verano de 2011 de la mano de Jesús Pombo, fundador y propietario de Poncelet, para convertirse en un referente absoluto dentro de la cultura del queso -tanto a nivel nacional como internacional- y en el punto de encuentro entre los aficionados y los profesionales que trabajan con este producto. Se trata de un concepto innovador que destaca por su originalidad y versatilidad.

-Antes de arrancar con este Cheese Bar, Jesús Pombo, ya había fundado PONCELET, habladnos de este proyecto… La historia de Poncelet comienza en el año 2004, cuando abrió al público su tienda, un establecimiento especializado en la venta de quesos nacionales y europeos en la calle Argensola de Madrid. Desde su inicio, la tienda se ha caracterizado por disponer de la mejor y más selecta oferta de quesos, con 80 referencias españolas y más de 240 europeas, entre las que se encuentran quesos exclusivos y difíciles de encontrar en España e incluso en su país de origen. 

Chesse Bar.Foto-P.Caprile-4178

-¿Cuál es la filosofía de PONCELET CHEESE BAR? Como señalaba Jesús Pombo: “desde su inicio, en Poncelet siempre nos hemos caracterizado por una constante búsqueda de la excelencia, tanto en la calidad de nuestros productos como en el servicio que prestamos a nuestros clientes. En Cheese Bar queremos mantener estas señas de identidad que siempre han marcado la trayectoria de la compañía.”

-Este Cheese Bar no sólo es un restaurante, podríamos decir que habéis creado un universo, contadnos… Así es, Poncelet Cheese Bar es, desde 2011, mucho más que un restaurante, ya que en un solo espacio se dan cita todos los elementos que componen el rico mundo del queso: los mejores quesos, una rica gastronomía elaborada en torno a este producto, una biblioteca con cuantiosa información sobre el queso y un centro de divulgación de la cultura de este alimento, en el que tienen lugar conferencias, catas y  presentaciones. A esto hay que añadir el personal de Poncelet, un amplio equipo de expertos capacitados para atender a los clientes del establecimiento, informarles y asesorarles de acuerdo a sus gustos.

Chesse Bar.Foto-P.Caprile-4256

En #quenomeladenconqueso no nos gusta el queso. Convencednos, ¿Qué tiene el queso que vuelve loca a tanta gente? La mejor manera para llegar a amar un producto es conocerlo. Y aunque nuestro ánimo no es convencer sino más bien seducir, nuestra labor de divulgación de la cultura del queso puede ser un buen punto de partida. En Poncelet Cheese Bar disponemos de amplia documentación sobre quesos españoles y extranjeros, para quien esté dispuesto a empezar una aproximación teórica al mundo del queso. Una vez superada esta fase, podemos degustar, de la mano de nuestros maestros queseros, una propuesta hecha a medida que se ajuste para aquellos que se inician. Si el neófito llega al mundo del queso a través de los productos de máxima calidad de Poncelet es casi seguro que se quedará.

-¿Sólo ofrecéis platos con queso? No, Por otro lado, en Poncelet Cheesebar también hay sitio para la gente a la que no le gusta el queso. Podrán probar nuestros platos “anti-queso”, especialmente diseñados para quienes no les gusta o no lo pueden tomar. Estos platos están divididos en dos categorías: platos previamente marcados en los que el cliente puede solicitar que no se incluya queso y otros específicos en los que el queso no figura entre sus ingredientes.

-Habladnos de vuestra carta, ¿Qué nos podremos encontrar en PONCELET CHEESE BAR? Nuestra carta dispone de más de 140 quesos, procedentes de las 17 comunidades autónomas españolas y de otros ocho países europeos, como Francia, Italia, Suiza, Bélgica o Irlanda. Dentro de su amplia selección están representados los cuatro tipos de leche empleadas habitualmente para la elaboración del queso: cabra, oveja, vaca y búfala, así como diferentes mezclas de estas leches. 

Chesse Bar.Foto-P.Caprile-4230

Al igual que en la tienda, cada queso dispone de una ficha con información sobre su origen, características, sabor, proceso de elaboración, tipo de leche, etc. y el corte de los quesos se hace de cara al público, a modo de una barra de sushi, para que los clientes puedan verlo y aprender cuál es el corte más adecuado para cada tipo.Con el fin de facilitar la elección, existen tablas ya establecidas, que cambian periódicamente, con selecciones de quesos por temporada, origen, tipos, variedades,etc. Según el tipo de queso elegido, el servicio irá acompañado de confituras, chutneys, membrillos, verduras, mermeladas… y, por supuesto, del mejor pan.

No obstante, la oferta gastronómica de Cheese Bar no se limita a los quesos, si no que se completa con platos elaborados que siempre contienen, al menos, una clase de queso como ingrediente. Así, por ejemplo, se puede encontrar la tradicional tartiflette, de origen francés, diferentes fondues, desde las más clásicas a otras realmente sorprendentes, o raclettes. Por su parte, la carta de vinos es amplia y variada, y está adaptada a la oferta de quesos para conseguir los mejores maridajes. 

Chesse Bar.Foto-P.Caprile-4220

 -El restaurante por dentro es una verdadera maravilla. ¿Quién se ha encargado del interiorismo? ¿Cuál era la idea principal para la decoración? El diseño arquitectónico de Cheese Bar ha buscado crear un espacio innovador y con el ambiente más adecuado para poder observar y degustar los quesos que se ofertan. El proyecto, a cargo del prestigioso estudio Gabriel Corchero, mezcla de forma armónica elementos contemporáneos con otros inspirados en la naturaleza, de la que en definitiva proviene el queso. Entre estos últimos destaca el jardín vertical interior, el primero en Madrid, que tapiza una de las paredes del local y aporta al conjunto un toque silvestre.

Cheese Bar, con casi 700 metros cuadrados de superficie, se distribuye en dos plantas. La inferior alberga la cava de vinos y la de quesos. La estructura de esta última, diseñada en forma de diamante, permite que los quesos sean fácilmente visibles desde cualquier punto de la planta. Se han dispuesto dos barras, una cercana al acceso principal y otra al fondo, vestidas con sillas altas para aquellos clientes que prefieran disfrutar de una comida más informal. El resto del espacio se distribuye en dos ambientes, adecuados a diferentes estilos de consumo. Por un lado se ha dispuesto una mesa comunal para que, al estilo nórdico, el comensal comparta su experiencia con otras personas. Se trata de una zona decorada de forma informal y relajada, como un salón de una casa. Pero si lo que se busca es un poco más de privacidad, el local cuenta con un área de mesas redondas en las que disfrutar del queso relajadamente y conversar.

 -Habladnos de la planta superior, allí encontraremos vuestra biblioteca… Así es, en la planta superior se encuentra la biblioteca, donde se aglutina un buen número de volúmenes sobre el mundo del queso y la gastronomía en general. En ella se puede encontrar un libro o una revista sobre un tema específico y ojearlo tranquilamente. Pero además, se trata de un centro de divulgación que programará diferentes eventos en torno al queso: catas, charlas, presentaciones, conferencias, etc., a cargo tanto de los expertos de Poncelet como de profesionales nacionales e internacionales del mundo del queso, productores de quesos y “afinadores”.

Chesse Bar.Foto-P.Caprile-4210

Calle de José Abascal, 61 (Madrid)

Fotografías: P.Caprile

#quenomeladenconqueso

Entrada Anterior Siguiente Entrada

También puede interesarte

1 Comentario

  • Responder claracasadocabezon 25 julio, 2014 de 11:34

    Estuvimos hace unas semanas y pensamos repetir, es una pasada y la tienda de Poncelet aún más, super recomendado!

  • Responder

    Uso de cookies

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies